Ideas para una decoración vintage. Dale un estilo romántico y artístico a tu hogar

Si ves en un mueble viejo y desgastado una obra de arte, la decoración vintage es para ti. Con ella podrás llenar tus salones de un aire de antigüedad y elegancia, pero también de dinamismo y frescura.

Aquí se unen en equilibrio lo clásico con los toques modernos del estilo industrial.

Sigue leyendo para obtener ideas vintage que te inspirarán a crear tu propio estilo de decoración.

Un color que hable por ti

Si te atraen los colores brillantes como el verde, amarillo, azul profundo o turquesa, es genial, ya que vas a poder usarlos para adornar las habitaciones.

Si estos lucen un poco desgastados mucho mejor, ya que se apreciará mejor el estilo vintage.

Si el salón es pequeño, puedes utilizar la gama de blancos y grises en las paredes y el techo, para dar sensación de amplitud y frescura.

Añade texturas nuevas a tu hogar

Añadiéndole texturas a tus espacios los enriqueces, le inyectas energía y ayudas a que cada uno de tus elementos brille. Tienes varias formas de lograrlo: comienza por tus paredes. Puedes colocarles papel pintado, texturizarlas con pintura especial o colgar un cuadro retro, donde las figuras geométricas harán el efecto visual que necesitas.

Las telas son tus grandes aliadas, con ellas lograrás todo lo que te imagines. Bien sea en cojines, alfombras o cortinas, puedes usar desde textiles crudos hasta aterciopelados. Si juegas con estampados florales o geométricos, el dinamismo reinará en tu habitación.

Tus muebles rústicos y envejecidos

En la decoración vintage las piezas tienen un aspecto envejecido. La madera es el elemento más usado, pero tus muebles de mimbre, hierro forjado o cuero se verán igual de impactantes.

Da un paseo por la casa de tu abuela y busca entre sus muebles, con seguridad encontrarás una silla estilo clásico y de línea redondeada. No importa del color que sea o si tiene algún detalle producto del uso que por años tuvo. Ubícala en tu sala y luego colócale al lado una butaca en un color brillante y verás la calidez que tus muebles transmiten al ambiente.

También las mesas, estantes o repisas son protagonistas. Sus estilos y colores pueden ser diferentes, pero en conjunto crearán la armonía.

Adornos vintage para el hogar

Los accesorios son muy importantes y, como mujer, ¡eres especialista en ellos! En el vintage éstos destacarán el decorado, y es ahí donde vas a poner tu marca personal. Escoge justo los indicados para que refuercen el estilo y lo impacten.

Plantas y flores

Las plantas son sinónimo de frescura, así que colócalas en cada uno de tus salones, incluso en la sala de baño. Pon una en la mesa del centro, en la repisa de la pared o en ese rincón que sientes que le falta algo. Destácalas aún más con macetas de mimbre o bronce.

Si realmente quieres que sean la sensación, incorpora un jardín vertical, tu sala será el lugar favorito para relajarte y conversar plácidamente con tu familia.

Las flores no pueden faltar. Arma un ramo y agrégale algunas ramitas de plantas aromáticas, le dará a tu cocina un olor a casa de campo.

Lámparas de estilo retro

Escoge unas lámparas cuyo diseño, tamaño y color realcen tu salón y complementen el ambiente acogedor que ya tienes.

Puedes colocar una lámpara colgante estilo geométrico como en los años 60  o una de cristal en la mesa auxiliar. Las de estilo industrial también quedarán geniales en este tipo de decoración.

Cortinas y cojines decorativos

Los cojines son accesorios prácticos, económicos y que en un abrir y cerrar de ojos dan un cambio total a tu ambiente. Puedes usarlos de la forma y tamaño que desees, en colores cálidos o que contrasten con el decorado.

Intenta algo diferente en tus habitaciones: unas cortinas vintage en tus ventanas. Si quieres mantener el estilo clásico, opta por unas que estén dentro de los colores base de la decoración, pero si quieres algo más audaz utiliza una tela con un estampado de los años 60.

Ideas económicas para lograr una decoración vintage

Una de las cosas buenas de este estilo es que ahora cobrarán vida los objetos que tenías guardados por años.

Para una noche romántica, sé original. Busca esos embudos de metal que tienes guardados, colócales unas velas e impresiona a todos.

¿Quieres algo original? Toma unos palets y colócales unos almohadones y cojines. Tendrás un mueble muy acogedor para tu salón.

Si eres amante del fútbol y tienes una camisa de tu equipo de temporadas pasadas, enmárcala y cuélgala en la pared. También puedes colocar tus antiguas maletas como repisas.

Las mesas son importantes, pero no uses las comunes, crea las tuyas. Pinta una puerta, ponla en tu cocina, agrégale sillas y ¡a comer!

Esas llantas que acabas de cambiar también te sirven. Decóralas y úsalas como mesa de centro en tu patio.

Un toque retro: toma un disco de acetato y transfórmalo en una espectacular mesa auxiliar.

Vintage industrial

Dentro de la decoración actual, lo clásico se mezcla con elementos modernos del arte industrial.

Con sólo algunos pequeños cambios a tu ambiente vintage le darás ese aire contemporáneo. Los muebles de hierro de estilo industrial quedan geniales en este tipo de decoración.

Comienza haciendo relucir tus paredes. Permite que se vean los ladrillos y el cemento que la forman. La idea es que luzcan desgastadas. También puedes elegir aplicar técnicas con pintura que den ese efecto a tu pared, o colocar un papel pintado en ellas.

Esas vigas en el techo de tu cuarto que tanto trabajo te costó disimularlas, ahora es tiempo de lucirlas a plenitud. Haz lo mismo con las tuberías de tu sala de baño.

Crea una lámpara colgante donde queden a la vista los cables de la electricidad. Todo esto le dará a tu espacio el aire industrial que deseas.

El hierro y el acero son los materiales fundamentales en lo vintage industrial. Combínalos con listones de madera reciclados y obtendrás una cálida mesa de comedor.

En este estilo los espacios deben verse despejados e iluminados, lo cual lograrás utilizando los colores grises o blancos y teniendo sólo aquellos muebles que realmente vayas a utilizar.

Todas estas ideas te ayudarán a llevar la calidez y el romanticismo de la decoración vintage.

Como ves, también puedes mezclarla con el estilo industrial y los resultados serán sencillos y hermosos. Tú sabrás encontrar ese equilibrio necesario para combinar los elementos, tu personalidad te garantizará el éxito.

¿Te ha gustado este post? Compártelo y nos ayudarás a crear más contenido como este. Para nosotros significa muchísimo y a ti no te cuesta nada 😊